sábado, 18 de junio de 2011

CONSIGUE PAREJA

Se necesita:

una foto tuya
una cartulina roja en forma de corazón
pétalos de rosa roja
una tela roja
aguja de coser e hilo rojo
tres velas blancas
dos velas rojas
una vela astrológica
un incienso que te guste

Preparación:

Tendrás que realizarlo en tu día y hora mágica y siempre y cuando la luna esté en cuarto creciente o llena,
especialmente esta última.

Sitúa dos de las tres velas blancas en las esquinas de la mesa donde vas a realizar la receta mágica.
Entre ellas pon el incienso, después enciende estas tres cosas.

A continuación coge tu vela astrológica y la vela blanca restante y ponlas en el centro de la mesa.
Después únelas con el hilo rojo por su base.

Sitúa a ambos lados de las velas unidas las dos velas rojas y enciéndelas diciendo:


"Desde lo más profundo grito hacia ti, Dios:
¡Señor escucha mi clamor!
¡Estén atentos tus oídos a la voz de mis súplicas!"

Después coge la tela roja y extiéndela sobre la mesa, y pon encima de ella lo pétalos de rosa roja. A continuación coge la cartulina roja en forma de corazón y apunta en ella la siguiente frase: Mi amado/a es para mi como yo para él/ella. Después cose el corazón a tu foto y ponla encima de los pétalos de la rosa. Coge la aguja y el hilo rojo y cose la tela a modo de bolsita.

Cuando hayas terminado deja la bolsita cerca de las dos velas unidas y vuelve a repetir la invocación anterior:


"Desde lo más profundo grito hacia ti, Dios:
¡Señor escucha mi clamor!
¡Estén atentos tus oídos a la voz de mis súplicas!"

Entonces enciende las dos velas unidas y di 7 veces:


"Llama a mi guía espiritual para que me abra el camino
a un nuevo amor y pueda ser con él más feliz."

Cuando hayas terminado esta invocación deberás dejar consumir las velas. Estate atento porque deberás apagarlo todo cuando las velas unidas se consuman hasta donde hiciste la unión. Recuerda no permitir que se queme el hilo que las une, puesto que ya no valdría para nada. Cuando ya hayas terminado de apagarlo todo tienes que decir con fuerte convencimiento:


"Te doy gracias Dios porque has escuchado mis palabras y como tu eres
el gran sabio del universo sabrás qué hacer con ellas. Confío en ti pues
para que hagas con mi deseo aquello que se debe cumplir."

Después coge la bolsita que has hecho y ponla debajo de tu almohada. Mantenla allí hasta que aparezca tu nueva pareja, pero recuerda siempre que la última palabra la tiene la vida, así que si acaso por alguna misteriosa razón no debieras estar ahora emparejado esto no funcionará o tardará un poco más.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada